Seamos honestos, la situación de los medios de comunicación es sombría. El periodismo está bajo constante ataque. Todos los días se nos acusa de «servir al enemigo», sea quien sea ese enemigo, estadounidense, ruso, turco, georgiano, armenio, azerbaiyano o simplemente un amigo de Soros.

SoyArmenio es un gran árbol que creció fuerte, hundiendo sus raíces en la mejor tierra, que es la variedad de serias voces que escuchamos para brindar las noticias de Armenia y del Cáucaso.

Necesitamos nutrientes, como todo árbol: colaboradores y muchos servicios técnicos (traductores, banco de fotos, hosting, etc.) que, hasta ahora, hacemos frente solos.

Los donantes internacionales se alejan cada vez más del periodismo y necesitamos su apoyo para sobrevivir. Si puedes colaborar con unas gotas de solidaridad, apóyenos a regar este árbol de armenidad.

Muchas gracias