in

En una sociedad racista, sé antirracista. Por Nadir Alí

El concepto de racismo trae mucha atención en el actual panorama sociopolítico. La lucha interminable contra el racismo es un problema de larga data que presenta hoy dificultades en una sociedad racista, tanto para los movimientos sociales como para los activistas de derechos civiles. Las conversaciones sobre el racismo se dispararon aún más por la reciente aparición del movimiento Black Lives Matter y sus gritos de justicia e igualdad.

Armenia denuncia que Azerbaiyán enseña racismo a los niños
Armenia denuncia que Azerbaiyán enseña racismo a los niños

El antirracismo tiene una larga historia que se remonta al Movimiento por los Derechos Civiles de la década de 1960 . Activistas como Malcolm X y Martin Luther King Jr. exigieron el fin de la discriminación y la segregación durante este tiempo, lo que provocó una ola de cambio social y político. Si bien la Ley de Derechos Electorales de 1965 y la Ley de Derechos Civiles de 1964 fueron victorias legislativas importantes para este movimiento, el racismo aún existía.

El antirracismo se ha desarrollado y crecido a lo largo de los años. Durante las décadas de 1980 y 1990, los activistas antirracistas comenzaron a concentrarse en problemas como la desigualdad económica, el racismo ambiental y la brutalidad policial. El movimiento Black Lives Matter ha creado más recientemente conciencia sobre el racismo sistémico y los problemas de brutalidad policial.

Ser antirracista requiere un cambio fundamental en nuestras actitudes y creencias sobre el racismo. El simple hecho de no ser racista o abstenerse de un comportamiento abiertamente racista no constituye ser antirracista. En cambio, implica confrontar y destruir proactivamente el racismo sistémico, que con frecuencia está firmemente arraigado en las instituciones, prácticas e ideologías sociales. El antirracismo es la comprensión de que el racismo es un problema sistémico que impregna todas las facetas de la sociedad y no es solo una cuestión de prejuicio o parcialidad personal.

Debido a esto, es aún más crucial ser antirracista en una sociedad donde el racismo se normaliza y perpetúa en muchos casos sin que nadie se dé cuenta ni se oponga. Para eliminar el racismo sistémico, que es omnipresente y furtivo, debemos trabajar juntos. Una persona que se opone al racismo debe trabajar activamente para crear una sociedad más justa y equitativa.

Además, en un mundo donde el racismo y la discriminación institucionalizados siguen siendo problemas generalizados, ser antirracista es más crucial que nunca. Las personas que buscan activamente reconocer y oponerse al racismo en todas sus manifestaciones, ya sea en interacciones interpersonales, acciones gubernamentales o normas culturales, se denominan antirracistas.

El 24 de julio, en la ciudad francesa de Desin, decenas de jóvenes armados del grupo extremista turco "Lobos Grises" atacaron a manifestantes pacíficos armenios, causando grandes daños materiales.
Video publicado en la cuenta de Instagram de «1francoturc» que muestra a Ahmet Cetin en el mitin anti-armenio de los Lobos Grises, en Décines, el 24 de julio. CAPTURA DE PANTALLA / INSTAGRAM

Por qué es importante ser antirracista:

El hecho de que el racismo y la discriminación aún causen daño a personas y comunidades en todo el mundo hace que sea importante ser antirracista. El racismo tiene efectos perjudiciales y de gran alcance, incluida la violencia de la policía contra las personas negras y latinas y la discriminación en el empleo, la vivienda y la educación. Los antirracistas pueden contribuir a establecer una sociedad que sea más justa y equitativa para todos trabajando activamente para derrocar estos sistemas opresivos.

Sin embargo, luchar contra la injusticia es solo un aspecto de ser antirracista; también implica trabajar para lograr un cambio constructivo. Los antirracistas pueden ayudar a cambiar las normas culturales y promover la inclusión y la aceptación al confrontar las actitudes y acciones racistas. De esto puede resultar una sociedad más diversa y vibrante donde todos tengan la oportunidad de triunfar.

Cómo ser un antirracista:

Es necesaria una combinación de acción individual y grupal para ser antirracista. Los antirracistas pueden trabajar activamente para ser inclusivos y acogedores con las personas de todos los orígenes desafiando sus propios prejuicios y creencias, adquiriendo conocimientos sobre las luchas de las comunidades marginadas y desafiando sus prejuicios y creencias. Hablar en contra de los comentarios o acciones racistas, apoyar a las empresas y organizaciones dirigidas por personas de color y ayudar a las organizaciones antirracistas son ejemplos de cómo hacer esto.

Colectivamente, los antirracistas pueden apoyar leyes y programas que promuevan la equidad y la justicia. Apoyar iniciativas de acción afirmativa, promover la reforma policial y abordar las causas subyacentes de la desigualdad y la pobreza son algunos ejemplos de lo que se puede hacer en este sentido. Juntos, los antirracistas pueden lograr un cambio significativo y crear una sociedad que sea más justa y equitativa.

UIP rechaza los sellos postales antiarmenios de Azerbaiyán
La lucha interminable contra el racismo es un problema de larga data que presenta hoy dificultades en una sociedad racista, opina Nadir Alí

Conclusión

El racismo ha sido un problema importante en todo el mundo y, a pesar de numerosas iniciativas y campañas para combatirlo, persiste en muchas sociedades. Ser antirracista es más crucial que nunca en una sociedad que lo tolera. Los antirracistas pueden contribuir al desarrollo de un mundo más justo y equitativo combatiendo proactivamente el racismo y la discriminación. Los antirracistas pueden influir en la sociedad y contribuir a la creación de un futuro mejor a través de esfuerzos tanto individuales como grupales. 

Nuestras actitudes y comportamientos hacia el racismo deben cambiar fundamentalmente para responder al llamado a ser antirracistas. Requiere un esfuerzo constante de nuestra parte para analizar nuestros privilegios y prejuicios, educarnos y participar en actividades antirracistas. Podemos hacer que la sociedad sea más justa y equitativa para todos abordando activamente el racismo sistémico.

Written by SoyArmenio

Mesa de noticias en español de la redacción de SoyArmenio.

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    La Fundación Tsarukyan no abandonará la idea de construir una estatua de Jesús en Hatis

    Medvedev amenazó a la Corte Penal Internacional con un misil hipersónico