in

Europa no necesitaba tanto: Azerbaiyán deja de ser el gran distribuidor de gas

Los proveedores alternativos no pueden compensar la pérdida de volúmenes rusos

Al final, Azerbaiyán no podrá ser un gran distribuidor de gas a Europa ya que proveedores estadounidenses se están haciendo cargo de la disminución de la demanda de consumo, sumado a que Turquía comenzó a competir con Bakú.

El clima cálido, los almacenes llenos y las interrupciones en los principales proveedores provocaron una reducción de las compras. En esta situación, incluso Azerbaiyán se encontraba entre los líderes en exportaciones adicionales de combustible azul a Europa. Pero los proveedores estadounidenses quedaron a cargo.

En enero-octubre, Azerbaiyán suministró 10,100 millones de metros cúbicos de gas a Europa a través del Corredor de Gas del Sur, según datos de la plataforma de operadores GTS de la UE ENTSOG. Estas cifras son sólo 250 millones de metros cúbicos superiores a las del año pasado. Sin embargo, esto fue suficiente para que el país del Caspio se situara entre los líderes en suministro adicional de gas a Europa.

Sólo Estados Unidos podría suministrar más. Según informó la Dirección de Información del Ministerio de Energía (EIA) del país, en el primer semestre del año se trajeron 39,500 millones de metros cúbicos de GNL desde el otro lado del Océano Atlántico, 2,600 millones de metros cúbicos más que el año pasado.

Según GIE, en enero-octubre las terminales europeas de GNL recibieron 3,100 millones de metros cúbicos más que el año pasado, 101,900 millones de metros cúbicos. Y, obviamente, el crecimiento del suministro de GNL provino específicamente de Estados Unidos. Las exportaciones de gas licuado ruso se mantuvieron en el mismo nivel.

Europa gas Azerbaiyán
Al final, Azerbaiyán no podrá ser un gran distribuidor de gas a Europa ya que proveedores estadounidenses se están haciendo cargo

Pero el resto de los principales proveedores de gas redujeron significativamente los volúmenes de entrega, razón por la cual las importaciones globales de gas a la UE pueden disminuir este año. Así, ya en el primer semestre del año, a juzgar por los gráficos de S&P Global Platts, Noruega redujo sus exportaciones en 5.000 millones de metros cúbicos, hasta 51.000 millones de metros cúbicos, y en julio, agosto y septiembre los suministros disminuyeron aún más, según el operador Gassco, debido a trabajos de mantenimiento y retrasos en su finalización. Argelia también redujo las exportaciones. Sus suministros a España e Italia disminuyeron en 700 millones de metros cúbicos, hasta 27,100 millones de metros cúbicos.

Mientras tanto, Gazprom también siguió reduciendo las exportaciones de gas a la UE debido a sanciones y contrasanciones. Pero varios factores influyeron y permitieron que Europa no sufriera una escasez de gas.

Por un lado, la región experimentó un clima más cálido y la Unión Europea finalizó la temporada de calefacción con reservas de gas récord: casi 60.000 millones de metros cúbicos. En consecuencia, si el año pasado se bombearon 74.000 millones de metros cúbicos a las instalaciones de almacenamiento a raíz del revuelo y de las instalaciones subterráneas de almacenamiento de gas vacías, este año son menos de 50.000 millones de metros cúbicos. Esto fue suficiente para que la ocupación del almacenamiento aumentara al 99,5%. Otros 3.000 millones de metros cúbicos propiedad de comerciantes europeos se encuentran en Ucrania.

Por otro lado, los precios del gas aún altos (más de US$500 por mil metros cúbicos) y el programa paneuropeo para reducir el consumo en un 15% frenan la demanda y ayudan a la Unión Europea a equilibrar la oferta y la demanda.

El jefe de la Agencia Federal de Redes, Klaus Müller, escribió en X que desde octubre del año pasado hasta septiembre de este año, los hogares y empresas alemanes ahorraron €8.700 millones en gas.

“Cada hogar ahorró una media de 311 metros cúbicos de gas y sus costes fueron €447 menos de lo que habrían sido si se hubiera mantenido el nivel de consumo”. señaló el jefe del regulador alemán.

Los proveedores alternativos no pueden compensar la pérdida de volúmenes rusos y, de hecho, los hogares alemanes están ahorrando gas que no les llegaba. Además, incluso en estas condiciones, la proporción del gas por gasoducto y el GNL rusos sigue siendo alta en las importaciones totales de los países de la UE. Llega al 19%.

Como informara SoyArmenio, Petros Terzyan, director de la empresa francesa Petrostrategies, que se ocupa de la investigación energética, señaló que, por otro lado, Turquía se está convirtiendo en un importante vendedor de gas, lo que ha generado competencia entre Azerbaiyán y Turquía.

Written by SoyArmenio

Mesa de noticias en español de la redacción de SoyArmenio.

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Armenia pidió ayuda a Estados Unidos en Alemania para reformas en el ejército

    Llegaron más turistas de Rusia, Irán y Georgia a Armenia

    48% más que el año pasado: cuántos turistas visitaron Armenia en 2023 y de dónde vinieron