in

Azerbaiyán quiere que la UNESCO visite Karabaj

Azerbaiyán aceptó que la misión de la UNESCO entre en los territorios capturados de Karabaj tras la invasión a la República de Artsaj.

Azerbaiyán aceptó permitir que la misión de la UNESCO visite los territorios capturados y devueltos de Karabaj tras la invasión a la República de Artsaj. La misión evaluará el estado de los monumentos históricos y culturales armenios que Bakú los vandalizó, despojándolos de su identidad armenia.

El presidente de Azerbaiyán Ilham Aliyev prometió eliminar todo rastro armenio de los territorios y zonas ocupadas por su país tras la invasión a la República de Artsaj en noviembre de 2020.
El presidente de Azerbaiyán Ilham Aliyev prometió eliminar todo rastro armenio de los territorios y zonas ocupadas por su país tras la invasión a la República de Artsaj en noviembre de 2020.

Siete meses después de la guerra, Bakú finalmente aceptó permitir que la UNESCO visite los territorios capturados tras la guerra de Karabaj. La misión está llamada a monitorear el «estado de los monumentos del patrimonio histórico y cultural»; sin especificar su procedencia, para no legitimar que era una zona pobladas desde hace siglos por armenios.

La portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Azerbaiyán, Leyla Abdullah, dijo durante una videoconferencia entre la UNESCO y el Ministerio de Relaciones Exteriores que Bakú «expresó su disposición a aceptar la misión y pidió a la organización que acelere el proceso», algo que sorprendió a los analistas, ya que es la UNESCO que viene esperando una respuesta desde hace medio año.

Bakú se enoja con la UNESCO

A fines de noviembre, la directora general de la organización, Audrey; pidió a Ilham Aliyev permitiera a una misión de observación internacional ingresar a los territorios ocupados por Azerbaiyán de Nagorno-Karabaj; para monitorear el cumplimiento de la obligación de preservar los monumentos históricos; Azoulin

Los expertos independientes deberían haber tenido la oportunidad de realizar un inventario preliminar de los valores culturales armenios más importantes bajo el control de Azerbaiyán.

Los líderes de Bakú dijeron que si, pero en la práctica obstaculizaron su implementación de todas las formas posibles.

El 21 de diciembre la Secretaría de la UNESCO criticó que no pudo hacer ninguna visita a Karabaj; porque fue obstaculizada por la falta de autorización del Gobierno de Azerbaiyán.

En respuesta, la cancillería de Azerbaiyán emitió un comunicado diciendo que las evaluaciones «no corresponden al espíritu de cooperación entre Azerbaiyán y la UNESCO». El ministro de Cultura, Anar Kerimov, acusó al representante de alto rango de la organización internacional de parcialidad.

La prensa progubernamental en Bakú lanzó abiertamente «ataques» contra Audrey Azoulay, «revelando» que había sido «reclutada» por los armenios.

Si bien la Secretaría de la UNESCO aún no se pronunció sobre el «permiso» de Bakú; está claro que Rusia está detrás y ya organizó la visita. El mismo día, el Representante Permanente de Rusia ante la UNESCO, Alexander Kuznetsov, dijo que está programada la UNESCO visite Karabaj para fines del verano; y que la misión visitará solo las ciudades tomadas de Shushi, Akna (Aghdam) y Varanda (Fizuli).

Aparentemente la misión de observación de la UNESCO no se limitará a una visita a los territorios azeríes; aunque nadie aseguró que los expertos internacionales visiten los monumentos en los territorios bajo el control del lado armenio en Artsaj.

Presión internacional para que UNESCO visite Karabaj

Medio año después del inicio de difíciles negociaciones, la administración Aliyev acordó permitir que los observadores ingresen a los territorios bajo su control. Y los analistas estiman que hay dos razones que lo impulsaron.

La principal fue la presión de personalidades políticas y culturales; como el pedido del presidente de Francia, Emanuel Macron, quien en una carta se lo pide Aliyev, según recuerda SoyArmenio.

Familia Aliyev visita iglesia armenia albanizada en Nij
Familia Aliyev visita iglesia armenia albanizada en Nij

Aproximadamente dos docenas de prominentes figuras culturales escribieron una carta abierta a los líderes de la UNESCO; pidiendo la preservación de los sitios del patrimonio cristiano en Karabaj. Entre los firmantes se encuentran el director Vladimir Spivakov; el músico Boris Grebenshchikov;el director Alexander Sokurov, la actriz Svetlana Nemolya, el escritor Zakhar Prilepin J.

Y finalmente, la segunda razón sería que Bakú ya logró completar todos los arreglos a los edificios armenios, «albanizándolos». El monasterio de San Juan Bautista fue demolido parcialmente; la cúpula del Monasterio Ghazanchetsots fue reconstruida en un estilo arquitectónico completamente diferente; y se eliminaron las inscripciones armenias del complejo histórico construido en el siglo XIX en honor al benefactor Tados Tamiriants.

Es de recordar que Ilham Aliyev prometió personalmente «restaurar» la supuestamente «armenianizada» Iglesia Surb Astvatsatsin en la aldea de Tsakuri en Hadrut.

Las autoridades azerbaiyanas ya declararon a Dadivank como iglesia Udi albanesa; como un preaviso de que tienen nuevos planes de destrucción o apropiación de monumentos armenios. No es casual que el presidente del Sindicato de Arquitectos de Azerbaiyán, Elbay Gasimzade, dijera: «Los armenios se engañan cuando dicen que temen por sus monumentos. No hay monumentos armenios en Azerbaiyán. Estos son los monumentos de la Albania caucásica. Son nuestros, conservaremos nuestros monumentos”.

La herencia armenia bajo poder azerbaiyano

Por lo pronto, las autoridades de Armenia y Nagorno Karabaj están dispuestas a hacer todo lo posible por el éxito de la misión de observación. La Comisión Nacional para la UNESCO proporcionará todos los documentos necesarios a los expertos. La secretaría de la organización ya tiene los materiales relacionados con los monumentos armenios bajo el control de Azerbaiyán como resultado de la guerra.

En los territorios de Nagorno-Karabaj bajo el control de Azerbaiyán; hay hasta 2.000 monumentos de la historia y la cultura armenias; incluidos 161 monasterios e iglesias y 591 khachkars; asi como los sitios de excavación de Tigranakert, Azokh, Nor Karmiravan, Mirik, Keren y numerosas fortalezas, castillos, santuarios y otros monumentos.

Ocho museos estatales con 19.311 exposiciones, así como el museo privados de alfombras de la ciudad de Shushi, quedaron bajo poder de Bakú.

Durante la sesión de PACE, la delegación armenia también planteó numerosas veces el tema de la destrucción de monumentos armenios como un genocidio cultural.

Written by Klaus Lange Hazarian

Director de SoyArmenio. Lic. en Comunicador social. Periodista y amante de la buena cocina ( y a veces de los peores libros)

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *