in ,

Mientras Turquía ofrece apertura de fronteras, Azerbaiyán reclama territorio armenio

Como en el juego del policía bueno y malo, Turquía ofreció abrir fronteras, mientras Azerbaiyán amenazó guerra por mas territorios.

Como en el juego del policía bueno y malo, Turquía ofreció abrir sus fronteras con Armenia, mientras el presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliyev, amenazó a Armenia con otra guerra por mas territorios.

Erdogan propone crear una «plataforma de seis» en el sur del Cáucaso

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, dijo que se podría crear una «plataforma de seis» en el sur del Cáucaso para el desarrollo de la cooperación entre los estados.

“Hoy, mi hermano y yo discutimos la posibilidad de crear una plataforma de seis países: Azerbaiyán, Turquía, Rusia, Irán, Georgia y Armenia, si así lo desea. Esta sería una buena cooperación para el desarrollo de la región ”, dijo Erdogan tras una reunión privada con el presidente de Azerbaiyán, Ilham Ali, hoy en Bakú.

El líder turco, cuya administración consideró anteriormente el regreso de las siete regiones de Nagorno-Karabaj a Azerbaiyán como una condición previa para abrir sus fronteras con Armenia, ahora dice que no quiere mantener las fronteras con el país vecino cerradas permanentemente.

Erdogan aseguró que «Turquía podría abrir sus puertas fronterizas a Armenia si Ereván toma medidas positivas para la paz regional».

Por otra parte, mientars aseguraba que «No tenemos ningún problema con el pueblo armenio» decía que «Todos los problemas son con el liderazgo armenio», recordando que no son racistas porque hay decenas de miles de ciudadanos armenios que trabajan en Turquía.

Erdogan se encuentra en una visita de trabajo de dos días a Bakú . Hoy participó en un desfile militar dedicado a la victoria de Azerbaiyán en la guerra de Karabaj de 44 días, al que se dirigió por primera vez el presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliyev.

Aliyev volvió a manifestar ambiciones por territorios de Armenia

Durante un desfile militar en Bakú hoy, el presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliyev, volvió a proferir amenazas contra Armenia, anunciando ambiciones territoriales.
Aliyev declaró que la «política de ocupación de las tierras azerbaiyanas» de los armenios supuestamente comenzó en la década de 1980.

«100.000 azeríes que vivían en Armenia fueron expulsados ​​de las tierras de sus antepasados. Zangezur, Yerjan y Shan son nuestras tierras históricas. Nuestra gente vivió allí durante siglos», dijo Aliyev.

El presidente de Turquía, que también participó en el desfile, volvió a ofrecerle apoyo «al hermano Azerbaiyán» bajo el lema «Una nación, dos Estados».

Afirmó que «la liberación de las tierras históricas de Azerbaiyán» no significa el fin de la lucha, los esfuerzos en las esferas política y militar continúan. En su discurso, el presidente turco también recordó a Enver Pasha, uno de los organizadores del Genocidio Armenio.

Para Rusia, son meras «declaraciones políticas»

Las declaraciones políticas deben contribuir a los procesos de devolver la situación en Artsaj a un curso pacífico y no negar los esfuerzos invertidos en esto, dijo Maria Zakharova, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia, tras las declaraciones anti-armenias de Aliyev y Erdogan.

Así, en un desfile en Bakú, Ilham Aliyev dijo que «Ereván, Zangezur y Sevan son las tierras históricas de Azerbaiyán», y Recep Tayyip Erdogan mencionó a Enver Pasha (uno de los organizadores del genocidio armenio).

En general, como señaló Zakharova, Rusia parte del hecho de que la situación en la región es muy difícil, muchos esfuerzos se centraron en devolverla a un canal pacífico, detener las hostilidades, llevar a las partes a la mesa de negociaciones y lanzar los procesos más complejos para el retorno de los refugiados, restaurando infraestructura, creación de prerrequisitos y condiciones para la normalización de la vida en esta región en todos los ámbitos.

La dupla turca contra Armenia y Karabaj

Durante la sangrienta guerra que duró un mes y medio, Bakú brindó no solo apoyo político, diplomático, sino también militar a Ankara, que incluso envió mercenarios sirios al campo de batalla para luchar por el ejército azerbaiyano. Y ya después de la guerra, Turquía tiene su presencia militar en la región para realizar una misión de observación con el ejército ruso.

Ahora, como declaró hoy el presidente de Turquía en el centro de Bakú, junto con Azerbaiyán, «disfrutan» de los resultados de la guerra de 44 días. En su extenso discurso, Recep Tayyip Erdogan también se dirigió a Armenia y aconsejó «reunir sabiduría».

«Armenia debe reunir inteligencia. Los políticos armenios, la diáspora trajeron desgracias a su pueblo. Si el pueblo armenio puede aprender lecciones de la guerra de Karabaj, comenzará una nueva era en la región», dijo.

Según Erdogan, «la liberación de las tierras azerbaiyanas no significa que la lucha haya terminado». El líder turco pidió a Ereván que haga esfuerzos para construir relaciones de buena vecindad con Bakú, mientras que al mismo tiempo amenaza a Armenia con «la mano de hierro de Azerbaiyán» si continúa con su comportamiento agresivo en el sur del Cáucaso.

Al negar el genocidio de 1,5 millones de armenios por parte de Turquía, Edrogan expresó la opinión de que los armenios deberían darse cuenta de que no lograrán nada si actúan siguiendo «las instrucciones de los imperialistas occidentales».

El llamado «Desfile de la Victoria» turco-azerbaiyano tuvo lugar en la plaza central «Azadlig» de Bakú. El ejército turco también participó en él con el ejército azerbaiyano, según los informes, se trata de una subdivisión de élite del ejército turco: 2.783 militares. Según las autoridades azerbaiyanas , 2.783 militares azerbaiyanos murieron durante la guerra de Karabaj.

Written by SoyArmenio

Mesa de noticias en español de la redacción de SoyArmenio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

GIPHY App Key not set. Please check settings